Cómo saber si necesito un Blog o una Web

Para todas aquellas personas no familiarizadas con el entorno de creación de páginas web puede resultar confuso determinar la diferencia entre un blog y una página web así cómo decidir que opción te conviene más para tu proyecto.

En su origen, son conceptos muy diferentes. El Blog es una contracción de web y log (registro de datos en inglés) cuya función principal es ofrecer información o análisis sobre un tema, siendo la información presentada mediante “posts” –artículos- también llamados “entradas” que aparecen en orden cronológico inverso (lo más reciente primero).

La web presenta la información de una organización o proyecto de  forma más estática y no hay cambios de forma habitual ni comentarios o análisis.

Descripción de un Blog

Un blog es un diario personal, compuesto de una serie de contenidos (posts) organizados por fecha y categorías. Normalmente, cada artículo permite comentarios del resto de visitantes/lectores, y por tanto permite una gran interacción.

El blog es más adecuado cuando se trata de escribir información actualizada de forma constante y frecuente ya que está es una de las claves de su éxito. En general, es recomendable registrar un dominio propio a la hora de hacer un blog con miras profesionales.

Existen diferentes opciones para crear un blog, siendo las más habituales utilizar las plataformas de wordpress y blogger.

Descripción de una página web

Es un conjunto de información, denominado páginas web. A diferencia del blog, no se organiza la información en base a fechas. Suele ser una estructura e información fija, no variable ni actualizada como en el blog. En el caso de la web, normalmente, es más fácil aplicar un diseño personalizado.

Una diferencia importante es que para publicar en un blog es más fácil que en una web, ya que en la web necesitas un programa FTP y un servicio de hosting.

Un programa FTP es un protocolo de transmisión de archivos para pasarlos de tu ordenador a tu página web.

En palabras sencillas, podríamos decir que el blog te sirve para compartir información de manera más personal y actualizada mientras que la página web sería más bien para presentar la imagen de una empresa (como la fachada o entrada de una tienda pero en internet).

Actualmente, la mayoría de páginas web incorporan una sección de “blog” sin embargo, la decisión más complicada es determinar si enfocas tu proyecto mediante un blog o una web.

Si tienes previsto hablar mucho de un tema y de forma frecuente, con un cierto estilo personal, seguramente te interesa un blog.

Si por el contrario, tu idea es más bien ofrecer tus servicios de asesoramiento, de fontanería o bien crear una tienda online, lo más habitual es que te orientes a crear una página web.

La tienda online podemos entenderla como una página web con un diseño y configuración específica para facilitar la venta de productos.

En cualquiera de los dos casos, una vez creado el blog o la web, tendrás que atraer visitantes (tráfico) y en función de tus objetivos, conseguir resultados.

La decisión debe basarse en tus necesidades y objetivos, ya que hoy en día es relativamente sencillo hacer ambas opciones. Si solo vas a hablar de un hobby te sirve un blog (con o sin dominio propio), si vas a hablar de un tema en particular y /o además piensas ofrecer tus servicios (consultor marketing, escribir sobre moda….) un blog con dominio propio es lo ideal. Si en cambio , planteas crear una fábrica, una tienda (física u online)  o una empresa de servicios determinados, lo más normal sería apostar por una página web.

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

4 × cuatro =