Diferencia entre Coaching, Mentoring y Terapias

diferencias entre mentoring, coaching y terapia

Habitualmente existe confusión entre un proceso de Mentoring y uno de Coaching, de Consultoría o Terapia. Nos parece importante marcar las diferencias puesto que son procesos muy diferentes.

Dado que a menudo nos suelen preguntar qué es el mentoring y  también las diferencias con otras metodologías o procesos, resumimos a continuación algunas de las principales diferencias entre coaching, mentoring y terapias.

¿Qué es Coaching?

El coaching es una conversación estructurada entre dos personas, el coach y el coachee (el que recibe el coaching o cliente).  El proceso de coaching se centra en el presente y en avanzar de una situación actual a una situación  u objetivo ideal futuro.

John Whitmore, pionero del “performance coaching”  define el proceso de coaching como:

“Destapar el potencial de una persona para maximizar su propio nivel de desempeño. Ayudándole a aprender más que enseñándole. “

Está basado en una relación de confianza y respeto entre ambas partes donde el coach utiliza una serie de preguntas específicas y un proceso estructurado para ayudar al cliente a definir objetivos y la mejor opción para él (el cliente) de alcanzar dichos objetivos más rápida y fácilmente que si lo hiciera él mismo.

¿Qué es y qué no es coaching?

Coaching no contempla guíar o aconsejar al cliente, ya que lo único importante es centrarse en la “agenda” del cliente y en su realidad de manera que se le ayude a avanzar y encontrar sus propias soluciones aceptadas por él mismo.

Lo esencial es lo que el cliente piensa, siente, percibe y bajo ningún concepto el coach debe juzgar al cliente y sus decisiones u opiniones.

¿Qué es el mentoring?

“Mentoring consiste en apoyar y motivar a las personas a gestionar su propio proceso de aprendizaje de manera que maximicen su potencial, desarrollen sus habilidades y mejoren sus resultados. ” Eric Parsloe, The Oxford School of Coaching & Mentoring

El mentor ayuda al mentorizado a encontrar la dirección y desarrollar las soluciones  más adecuadas. Para que el mentoring sea efectivo el mentor debe contar con experiencia relevante en su campo de actuación y a ser posible con una formación y/o habilidades específicas que le permitan facilitar el proceso con el fin de ayudar al cliente los mejores resultados. De este modo, el mentor puede empatizar con el cliente y tener una mayor comprensión de los problemas y situaciones.

El mentor realiza preguntas clave y potencia las capacidades del mentorizado guiando de manera objetiva para que el mentorizado encuentre sus propias soluciones y decisiones explorando nuevas ideas y enfoques con seguridad

A diferencia del coaching, el mentoring es un proceso guíado y acompañado, pudiendo ser más informal, en el cual el mentor comparte experiencias profesionales y personales apropiadas para cada caso con el fin de aportar recursos útiles que te ayude a evitar ciertos errores y beneficiarte de la experiencia de quién ya ha recorrido más camino.

Si hicieramos un viaje en coche, tú serías el conductor y el mentor el copiloto que te va avisando de los radares de velocidad, los mejores restaurantes etc pero tú decides en última instancia hacerle caso o no por lo que siempre mantienes el control sobre tus decisiones.

En el caso del coaching, el copiloto te preguntaría cómo te sientes, qué te apetece, dónde has parado a comer en otras ocasiones pero no te aconsejaría ni haría sugerencias.

¿Qué es un proceso de Terapia?

Un terapeuta dirige al cliente hacia el futuro pero mirando en el pasado para identificar y superar traumas (el coaching y mentoring no miran en el pasado). Requiere cierto análisis histórico personal y una habilidad y formación adecuada. El coaching  y mentoring no lidian con patologías mentales o médicas.

¿Qué es un proceso de Consultoría?

El proceso de consultoría implica una empresa o profesional con experiencia en un tema específico que tras un análisis del problema o situación determina bajo su experto criterio la mejor solución para el cliente sin intervención o participación directa del cliente.

¿ Conocías las diferencias? Si no era así, esperamos haberte aportado claridad en el asunto.

Si tienes alguna duda más sobre este o cualquier otro tema y te gustaría que escribiéramos sobre él, no dudes en contactar con nosotros AQUI

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

dieciseis − 16 =